Facultades

H C S G

Una ayuda indispensable para garantizar el derecho a la educación

La UADER implementará un Beneficio de Conectividad que puso a disposición el CIN para que estudiantes puedan contar con acceso gratuito a plataformas digitales. Con 300 cupos a cubrir, se realizará una convocatoria y se evaluarán las postulaciones. Desde la Comisión Asesora de Bienestar Estudiantil, se puso en valor esta iniciativa en cuanto favorecerá la inclusión ante la desigualdad en el acceso a los recursos tecnológicos.

Recientemente, el Consejo Interuniversitario Nacional (CIN) puso a disposición un «beneficio de conectividad» para que estudiantes de las instituciones universitarias públicas puedan acceder a la red de la Asociación de Redes de Interconexión Universitaria (ARIU) y utilizar allí, en forma gratuita, las plataformas digitales, tanto universitarias como aquellas públicas y comerciales con fines académicos.

En el marco de esta política conjunta en el contexto de la pandemia, donde las casas de estudios asumen el compromiso de aportar soluciones para generar condiciones de igualdad de oportunidades en el acceso a los recursos tecnológicos, la Universidad Autónoma de Entre Ríos (UADER) dispone de 300 cupos para otorgar el Beneficio de Conectividad.

En virtud de ello, el Consejo Superior aprobó en su reunión ordinaria del mes de junio, la propuesta para implementar esta iniciativa y en breve convocar públicamente al estudiantado a postularse.

Los criterios y la forma para esta implementación fueron trabajados en la UADER desde la Comisión Asesora de Bienestar Estudiantil, que integran las secretarías de Rectorado y las cuatro facultades; más el aporte de la Secretaría Académica, a través del Departamento de Educación a Distancia; y de la Secretaría de Gestión Técnica y Administrativa, a través de la Dirección de Informática.

«Este beneficio está destinado a quienes la falta de un buen acceso a internet les impide continuar de un modo adecuado el cursado virtual en este contexto de pandemia», explicó la Secretaria de Bienestar Estudiantil de la Facultad de Ciencias de la Vida y la Salud, Dafne Cis.

«Es una ayuda indispensable para les estudiantes que integran los grupos de riesgo y para quienes se autoperciben como vulnerables por su situación actual», agregó y consideró que «estamos ante un desafío social que tiene un carácter único y tenemos el deber de generar respuestas únicas, como ésta».

La representante de la FCVyS valoró además los acuerdos alcanzados en la comisión «en un debate abierto» que garantiza que la norma aprobada en Consejo Superior responda a «un criterio inclusivo en un contexto de múltiples desigualdades que se agudizan».

Por su parte, la secretaria en la Facultad de Humanidades, Artes y Ciencias Sociales, Leticia Bentancur, destacó el trabajo «para lograr un criterio de justicia en la distribución de los beneficios, lo cual permitirá que estudiantes accedan a la navegación ilimitada con costo cero».

Añadió que «esto se suma a otro beneficio que pudimos poner a disposición desde la cooperadora de la FHAyCS, con lo cual creemos que de esta manera tenemos garantizado el acceso de todes les estudiantes a las cursadas y a las mesas de exámenes que se van a desarrollar a partir de agosto».

Cabe señalar que de los 300 cupos disponibles, los primeros 148 se distribuirán de manera uniforme entre las cuatro facultades, es decir, 37 en cada una. Luego, los 152 restantes serán distribuidos proporcionalmente a la demanda que se registre en cada unidad académica.

El secretario en la Facultad de Ciencias de la Gestión, Nicolás Olivera Calgaro, puso de relieve «lo acertado del momento en el que se genera esta oportunidad» y «las excelentes gestiones desde la Universidad para colaborar en la concreción» de este beneficio.

Expresó además que «en esta etapa de aislamiento, donde nos estamos adaptando de lo presencial a lo virtual, resulta fundamental para el estudiante universitario poder contar con este tipo de apoyo, para acortar la brecha tecnológica y cumplir con los requisitos académicos».

Desde la Facultad de Ciencia y Tecnología, en tanto, la coordinadora Mariana Blanco indicó que «este beneficio y el trabajo conjunto entre las cuatro facultades, es una muestra más de la firme convicción de esta Universidad de contribuir con la educación superior en la provincia; gestionando soluciones para que la mayoría de nuestros estudiantes puedan continuar con sus estudios a pesar del contexto que atraviesa el país».

Sobre la convocatoria, a la brevedad se habilitará un formulario de inscripción. Quienes se postulen deberán adjuntar información que dé cuenta de su situación socioeconómica, entre otra documentación y especificaciones requeridas. Una comisión ad hoc evaluará las postulaciones para la confección de un Orden de Prioridad.

El Beneficio de Conectividad se habilitará al descargar en el teléfono celular un aplicativo que permitirá autenticarse como usuario en una red privada virtual (VPN), dispuesta por la RIU-CIN. En esta primera etapa, la iniciativa alcanzará en todo el país a unos 15 mil estudiantes.