Facultades

H C S G

Reafirmar el compromiso de lucha contra la discriminación

El Consejo Superior de la UADER avaló en forma unánime un pronunciamiento elaborado por la Mesa de Género, donde se repudian las críticas contra la decisión institucional de exhibir la bandera de la diversidad en conmemoraciones del colectivo LGBTTTIQP.

El Consejo Superior de la Universidad Autónoma de Entre Ríos (UADER) hizo propio un pronunciamiento público elaborado por la Mesa de Género -integrada por representantes de Rectorado y las cuatro facultades-, donde se ratifica el compromiso institucional de luchar contra la discriminación y por la defensa de los Derechos Humanos.

El documento, aprobado en forma unánime en la 5º reunión ordinaria realizada en Rectorado el 1 de julio, fue redactado con motivo de algunas críticas expresadas que cuestionaron la decisión institucional de exhibir en las sedes de la Universidad la bandera multicolor del colectivo LGBTTTIQP para conmemorar, entre otras fechas, el Día Mundial de Lucha contra la Discriminación por Orientación Sexual e Identidad de Género.

Se impugna la crítica a “un acto de posicionamiento político y ético de la UADER con respecto a su reafirmación en el compromiso por garantizar y defender la plena vigencia de los Derechos Humanos”.

El documento apunta que la iniciativa de la UADER “cuenta con el acompañamiento de organizaciones de Derechos Humanos y el INADI”.

Se afirma que “la decisión se hizo tomando antecedentes normativos y legales de actos similares llevados adelante por distintos organismos nacionales e internacionales, con el fin de visibilizar la lucha y reafirmar el compromiso en defensa de los Derechos Humanos en general y de los Derechos Humanos aplicados a la Orientación Sexual y la Identidad de Género en particular”.

“Nuestra Universidad, se compromete día a día al trabajo en defensa de los sectores que históricamente han sido relegados, y lo hace a partir de normas internas y políticas universitarias concretas, así como acciones expresivas y pedagógicas, como el acto del que hablamos, que definen un posicionamiento político y ético en la defensa de la Educación Pública, Laica, e impulsora de pensamiento crítico para construir una sociedad más justa”, se añade en el texto.

“Los actos simbólicos como el izado de banderas en eventos conmemorativos, junto con actividades culturales, intervenciones del espacio público, jornadas de debate, comunicaciones y pronunciamientos, vinculaciones con la comunidad y el territorio, entre otras, contribuyen a procesos de visibilización y concientización que pretenden la promoción y defensa de los derechos de las personas”, defendió el Consejo Superior que valoró el lugar de UADER como “como espacio formativo que desarrolla sus actividades en vinculación con la sociedad” y que “ha sido partícipe de acciones de éste tipo en diferentes temáticas y lo seguirá siendo”.

Contexto social y normativo

Se repasó en el documento que “desde la última reforma constitucional llevada adelante en 1994, se incrementó la esfera de protección hacia las mujeres e identidades no hegemónicas” a través de los tratados internacionales con rango constitucional.

Además, se repasa la sanción de leyes como la Ley 25.673 (Programa Nacional de Salud Sexual y Procreación Responsable); Ley 26.130 (Régimen para las Intervenciones de Contracepción Quirúrgica); Ley 26.485 (de Protección Integral para Prevenir, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres en todos los ámbitos en que desarrollan sus relaciones interpersonales); Ley 26.150 (Programa Nacional de Educación Sexual Integral); Ley N°26.618 (Modificación del Código Civil – Matrimonio Igualitario); Ley N°26.743 (Identidad de Género); Ley N°26.061 (de Protección Integral hacia Niños, Niñas y Adolescentes); Ley 26.862 (de Técnicas de Reproducción Humana Asistida); Ley 27.499 (de capacitación obligatoria en género para todas las personas que integran los tres poderes del Estado); y el nuevo Código Civil y Comercial de la Nación (CCyCN) que postula la perspectiva de género en sus artículos 64, 67, 439, 463, 509, 512, 638, 639, 640, 660, entre otros.

En este marco, se reafirmó finalmente “el compromiso para luchar en contra de la discriminación y por la defensa de los Derechos Humanos, la diversidad y la libertad, entendiendo que estos pilares sólo aportan al beneficio y vida digna y plena del colectivo sin generar ningún tipo de restricción ni atentado contra derechos de ninguna índole”.

“El carácter simbólico y material de los derechos humanos, requiere también de acciones simbólicas y materiales para su defensa, garantía y promoción y la Universidad se posiciona firmemente en este camino”, enfatiza el documento.